Anuncian mejoramiento del tren Santiago – Chillán con futuras detenciones en San Fernando y Rancagua

El nuevo ferrocarril, que viajará a 160 kilómetros por hora a través de las regiones Ñuble, Maule, O´Higgins y Metropolitana, será el tren de mediana distancia más moderno de Sudamérica, con una inversión de US$ 115 millones.

Este martes, en Chillán, el Presidente de la República, Sebastián Piñera, anunció el nuevo servicio ferroviario de pasajeros Chillán – Alameda, que contempla la operación de trenes de alto estándar que cuadruplicarán la oferta de servicios y disminuirán hasta en 2 horas y 40 minutos los tiempos de viaje, de ida y vuelta, entre ambas capitales regionales.

Acompañado por la Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, el Intendente de Ñuble, Martín Arrau, y el Presidente de EFE, Pedro Pablo Errázuriz, entre otras autoridades, el Mandatario señaló que durante las próximas dos semanas se iniciará el proceso de licitación pública internacional para la compra de seis nuevos trenes de última tecnología que, junto a diversas inversiones en infraestructura, permitirán contar con el tren más moderno de Sudamérica.

El proyecto, que implica una inversión de 115 millones de dólares, contemplará dos modalidades interregionales: un servicio regular, con detenciones en 12 estaciones y un tiempo de viaje de cuatro horas; y otro expreso, con detenciones en cinco estaciones y solo tres horas y 40 minutos de viaje.

Actualmente el servicio ferroviario transporta a 230 mil pasajeros por año y demora más de 4 horas y 30 minutos en cruzar los 398 kilómetros que separan Chillán y Santiago. En tanto, los buses tardan cerca de cinco horas en realizar el trayecto.

Según se informó, los nuevos trenes alcanzarán velocidades de 160 kilómetros por hora, y contarán con innovaciones tecnológicas que elevarán el estándar del viaje de los usuarios, tales como wifi, enchufes y puertos USB, circuito cerrado de televisión, climatización, asientos reclinables y porta equipajes. A su vez, tendrán espacios demarcados para personas con movilidad reducida.

Con el nuevo tren aumentarán a 12 las frecuencias diarias en ambos sentidos y se espera llegar a más de 800 mil pasajeros al año, beneficiando a una población estimada de 2 millones de personas entre las regiones de Ñuble, Maule, O´Higgins y Metropolitana.

LAS DETENCIONES

La iniciativa considera 12 detenciones intermedias para los servicios regulares (Chillán, San Carlos, Parral, Linares, San Javier, Talca, Molina, Curicó, San Fernando, Rancagua, San Bernardo y Estación Central) y cinco para los trenes expresos (Chillán, Talca, Rancagua, San Bernardo y Estación Central).

A su vez, EFE desarrollará importantes obras de infraestructura asociadas como la automatización de 74 pasos vehiculares y construirá un nuevo confinamiento para garantizar la seguridad de la comunidad y los pasajeros del tren.

Junto con ello, se construirá una nueva estación en Curicó y se renovarán todas las detenciones del servicio, para dotarlas de acceso universal, espacios de espera climatizados, nuevos sistemas de información y seguridad para los pasajeros. (FOTO: Archivo / latribunadecolchagua.cl)

Comments

comments